Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies. Acepto

Humana, una de las 40 entidades impulsoras del Pacto Fundaciones por el Clima

17-11-2020

Humana es una de las más de 40 entidades españolas impulsoras del Pacto Fundaciones por el Clima, que se ha presentado hoy. Se trata de un compromiso del sector fundacional frente a la emergencia climática y la justicia social.

El documento del pacto es fruto de meses de encuentros, debates y puesta en común de las diferentes visiones de las fundaciones promotoras sobre cómo abordar la emergencia climática en esta situación de crisis sanitaria. 

Isabelle le Galo, directora para España de la Fundación Daniel y Nina Carasso, ha destacado durante la presentación del Pacto que ‘las fundaciones se han unido de forma pionera para hacer frente a la crisis climática, para impulsar un cambio sistémico y lograr la transformación de nuestro sector. Es el momento de actuar y hacerlo de forma práctica, con herramientas para que las fundaciones trabajen en favor de la lucha contra el cambio climático. El Pacto es un ejemplo a nivel internacional, estrechamente vinculado a los manifiestos similares de Francia y Reino Unido. Impulsamos un cambio sectorial y esperamos servir de inspiración para otros sectores. Estamos trabajando además con DAFNE para contar con un Pacto Europeo que verá la luz muy pronto’.

Juan Andrés García, director de comunidad de la Asociación Española de Fundaciones, considera que lo esencial del Pacto es que 'se ha ideado de forma colaborativa y participativa. No es una iniciativa de un grupo de fundaciones especializadas en la protección del medio ambiente, sino de todo el sector. Es una llamada a la acción'.

El Pacto consta de siete pilares, cada uno de los cuales se considera un área de acción, pensada para ser desarrollada de modo individual o colectivo. Incluye desde la iniciativa más sencilla, que sería medir la huella de carbono y el impacto de la actividad de una fundación, hasta la revisión de sus inversiones para comprobar qué soluciones aportan para mitigar el cambio climático.

Creemos que solo uniendo nuestras fuerzas podemos abordar este gran desafío del calentamiento global. La pandemia por coronavirus nos demuestra que ante una crisis el reto es unirse, compartir herramientas, conocimiento y experiencia, para juntas ser capaces de prevenir los efectos de otras crisis, como es el caso de la que abordamos ahora: la de la emergencia climática. 

Humana y la lucha contra las consecuencias del cambio climático

La protección del medio ambiente es parte de los fines fundacionales de la organización. Y dentro de él, la lucha contra las consecuencias del cambio climático es parte esencial del trabajo de la organización:

  • Gestión sostenible del textil: por cada kilo de ropa que se reutiliza y no es conducido a un centro de tratamiento para su incineración o disposición final se evita la emisión de 3,169 kg de CO2, según datos de la Comisión Europea. Por tanto, las 17.573 tn de textil recogidas por Humana en 2019 suponen 55.689 tn de CO2 dejadas de emitir, que equivalen a 21.000 coches que circular 15.000 km cada uno o a 416.095 árboles absorbiendo CO2 durante un año.
  • Programa de agricultura urbana 3C Cultivemos el Clima y la Comunidad:  la Fundación desarrolla desde 2014 este programa cuya vocación es apoyar a los que desean crear comunidad, integrarse en un proyecto local y fomentar la agricultura ecológica y el respeto por nuestro entorno. Por este motivo, formamos activistas en habilidades de gestión de la tierra y en métodos sostenibles y de alto rendimiento de cultivo de verduras y hortalizas. Todo ello contribuye a mitigar las consecuencias del cambio climático
  • Programas de cooperación internacional al desarrollo en los que la adaptación y mitigación de las consecuencias del cambio climático son la clave: para ello se trabaja en técnicas de agricultura sostenible, smart-climate agriculture, gestión de recursos hídricos, resiliencia frente a unas condiciones climáticas cambiantes y fenómenos meteorológicos extremos, secuestro de carbono, impulso de un estilo de vida más sostenible y descarbonización. Algunos ejemplos son los programas que se están desarrollando en la actualidad en Laos y China.
  • Digitalización de la organización: Humana lleva ya trabajando varios años en la digitalización de la organización, de forma paulatina y acorde con los recursos disponibles y la naturaleza de su actividad.  Con ello se pretende avanzar en la estrategia de disminución de consumo de papel de la Fundación y con ello, de reducción de su huella de carbono, en línea con otras iniciativas llevadas a cabo. 
  • Incorporación al Registro de Huella de Carbono, Compensación y Proyectos de absorción de dióxido de carbono del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico MITECO.

 

#FundacionesPorElClima

Humana, una de las 40 entidades impulsoras del Pacto Fundaciones por el Clima-img1
Humana, una de las 40 entidades impulsoras del Pacto Fundaciones por el Clima-img2
Humana, una de las 40 entidades impulsoras del Pacto Fundaciones por el Clima-img3